La bota y la solución

(por Erick Alejos)

Una madrugada de otoño me encontraba en Arequipa, descansando de un día de arduo trabajo, de pronto recibí la llamada del técnico responsable de una obra en provincia. Desde Piura me dijo que un personal de la contrata de Obra Civil con su bota malogró un cable de fibra óptica que proveía comunicación a una agencia bancaria. Si bien contamos con los equipos para solucionarlo, llegar hasta el lugar era muy complicado y la agencia tenía que abrir al día siguiente a primera hora. Sin pensar que eso sucedería, desde el inicio de la operación mantuvimos reservado como contingencia un circuito digital; antiguo, con menos velocidad pero aún operativo.

Esta previsión nos permitió mantener el servicio de la agencia sin que se presentara complicación alguna. Después de esta experiencia, para todo trabajo pensamos en contingencias.